GILBERTO HAZZ DIEZ

Acertijos

ACERTIJOS

Gilberto Haaz Diez

*Insaciable y abrasivo es el vicio de escribir. García Márquez. Camelot

HISTORICO TEMBLOR

Ahora tiembla como nunca antes había temblado. Cada que eso ocurre, me acuerdo de mi amiga española, la santanderina María Elena Uriarte Mazón, que en su vida había sentido un temblor (seísmo, le dicen en España) y me decía que el par de veces que había venido a 'vuestra tierra', no lo había sentido. Ahora tiembla un día sí y otro también. Duro. Con temor y miedo por las muertes que se dieron no hace mucho. Quien esto escribe venia en carretera, hojeando el libro de Ricardo Ravelo, Los incómodos, donde habla del penar de cuatro gobernadores, incluido el nuestro de Veracruz. Y subí al Facebook lo siguiente: Por 198 pesos en la tienda de Slim, Sanborns Xalapa, me hice del libro del gran periodista veracruzano, Ricardo Ravelo, reportero que ha trabajado en diferentes y prestigiados medios, Notiver entre ellos, y la revista Proceso del maestro Julio Scherer, en 200 páginas el periodista más enterado en asuntos de narcotráfico y lavado de dinero, escudriña rostros y actos muy conocidos de gobernantes. Lo leo y les platico. "Los gobernadores que amenazan el futuro político del PRI". Lo titula: 'Los incómodos', quizá parafraseando aquella memorable frase de Scherer, que asestó al hermano incómodo, de ya saben quién.

LA LLAMADA DE PEPE YUNES

Comencé a husmear el temblor en el twiter, mientras la mugre autopista, fiel a su costumbre de los inútiles de Capufe, tenía un atorón de cerca de una hora. Los informes daban que nada había pasado, solo el susto. Un día antes, Jesús Corichi, el Messi de las relaciones publicas, me comunicó a Pepe Yunes Zorrilla, andaban en Xalapa en comida opípara, diría un clásico, con el gran Manolo y su hermano, Justo Fernández Ávila Camacho, en La Cata, en la jalapeña calle 20 noviembre. Pepe, candidato educado, un hombre de bien que lucha por sacar al PRI del marasmo en que lo dejaron, apabullado y golpeado, con túneles muy oscuros, invitaba a quien esto escribe al evento del Toreo de Orizaba, que sería un sábado de antier, un compromiso comida familiar en Veracruz no me hizo estar presente. Pero le veré en cuanto comiencen las campañas oficiales, en esos actos donde darán la madre de todas las batallas, los dos Yunes y el Chikitláhuac, hijo del Peje. Su excelente comunicadora, Mónica Mendoza, llamó también, se agradece. El acto fue multitudinario, lo seguí en el camino y subí a mi Facebook fotos de ese evento. Llegó la plana mayor, Reza Ochoa, Gamboa, Héctor, senadores y diputados y mucho dinosaurio, Dirigentes sindicales. Como en los tiempos de los tendidos y no cambio por un trono mi barrera de sol, Pepe se sintió a gusto. Va en desventaja, dicen los que saben, pero aprieta el paso. Como Pablo Hermoso de Mendoza en sus buenos tiempos, otro Yunes abarrotó el Toreo de Orizaba. Hablo de los priístas corruptos, a los que ese partido encarceló. Pero también le soltó un mensaje al pariente: "A Veracruz duele su presente". Ese cambio que nos prometieron no llegó. Es quizá histórico también, porque se habla de que Ochoa Reza se va del PRI a ocupar un cargo en el Gabinete, esta semana crucial que Peña mueve a los suyos como en tablero de ajedrez, incluido el desprestigiado secretario Ruiz Esparza, al que le buscan fuero. Perote y Orizaba se hermanaron. En esa ciudad que es bella y de las pocas que sigue gobernando el PRI, con 10 años de jauja, de imprimir buenas administraciones, de honestidad y de inversión para los ciudadanos. Pueblo Mágico y, además, tiene un Teleférico del Emirato (por Chahín)

LA DISTINCION A YUNES (LA INDIRA QUE NO ES GHANDI)

Lo anunció Ciro Gómez Leyva, aquí las posiciones para las candidaturas plurinominales al Senado por parte del PAN: la ex candidata presidencial y el actual jefe de Gobierno de Ciudad de México. Chepina Vázquez Mota y Miguel Ángel Mancera, la posición una y la dos. Al gobernador Yunes de Veracruz le reconocen su neo panismo y trabajos y le dan la posición número 3, con Indira González, secretaria de Desarrollo Social de Veracruz, y Moreno Valle y dos más. Estos 8 tienen asegurada esa posición relevante de senadores. Falta la aprobación de la asamblea del PAN. El trepador de torres, Ricardo Anaya, sabe y no es ajeno que Veracruz aporta un poco más de un millón de votos, firmes y seguros, y si la elección va a ser, como se espera, de tres tercios, pues los quiere en su mayoría. Al grito de Yunete, entregaron la 3 de las pluris al Senado. Y las campanas del pueblo de la maestra Indira de Jesús Rosales San Román, Indira, que no es Ghandi, tañeron bonito. Su ascendente carrera desde, primero, como jefa de la oficina del gobernador electo, la secretaría y ahora rumbo al Senado de la República, privilegia a las mujeres por su capacidad. En la sesión panista donde aprobarían, llegó alguien a echarles a perder el caldo. Javier Corral Jurado, chihuahuense, el gobernador disidente, el de las marchas como Martin Luther King de petatiux, se paró y tomó micrófono y les dijo el huevo y quien los puso, que no son demócratas, que son gachos, que hacen sus arreglos en lo oscurito, incluido Anaya y amenazó con que se iba, y fue aplaudido por la disidencia panista, entre ellos el expresidente Felipe Calderón, aunque luego el chico se retractó, ya saben ustedes cómo es de bipolar y a veces tripolar. Me imagino que le enojó que a Yunes le dieran la posición tres y a él puro chile jalapeño. Pero debe saber el tonto, que su estado solo aporta 309 mil votos en elección presidencial, como le dieron a Chepina Vázquez Mota en 2012, contra el millón y pico que quiere Anaya de los Yunes: padre, hijo y espíritu santo. Nada de rabietas. La tres debe quedarse, con Indira, que no es Ghandi. Y Chihuahua no tiene el peso político que Veracruz. Ni la capacidad de turismo y economía. Todo.